Cuando comencé a leer libros de la actualmente denominada literatura chick lit no sabía muy bien dónde encajarlos ni cómo definirlos. A nuestras librerías debía ocurrirles lo mismo ya que encontraba a los pobres ejemplares dando tumbos entre novela romántica, humor, actualidad y novedades sin encontrar su sitio, su lugar en el mundo literario.

 

Ahora tienen nombre pero no sección, por lo que siguen vagando d rincón a rincón de las librerías. La parte buena, la que más me gusta y por la que más orgullosa me siento de ellos, es que esos rincones que suelen habitar, cada vez son más preferentes, más destacados y pasean con orgullo entre novedades, más vendidos y mesas de primera fila. Y esto sólo tiene una explicación: han triunfado.

Esas historias del día a día que reposaban hace años en mi mesilla, en el salón, en la repisa de la cocina (yo también los muevo, en el fondo no quiero que pierdan su vena nómada) aguantando comentarios del tipo ¿Cómo puedes leer esto? Ahora están ahí, entre los primeros, paseando su éxito con orgullo.

Ya no se esconden, y no los escondemos, porque las lectoras de chick lit somos como las protagonistas de las historias que nos cuentan: decididas, orgullosas, con personalidad y defendemos nuestros intereses, sean los que sean.

Te recomiendo tres de mis preferidos para empezar:

Loca por las compras – Sophie Kinsella

No conoces realmente la literatura chick lit hasta que te encuentras con Becky. Que esté loca por las compras nos proporciona momentos muy divertidos, pero conocer a Becky es mucho más. Tiene publicada, en español, una serie de cinco títulos, empieza con este primero ¡te enganchará!

“Días soporíferos, noches frustrantes y nada en el horizonte necesitas algo que te levante el ánimo ¡ya! coges el bolso, compruebas la tarjeta de crédito y… ¡a comprar!

Si uno acabara de conocer a Rebecca diría que es una chica como muchas otras, activa, alegre y con ganas de marcha. Pero si intentara compartir con ella un placentero e inocente sábado por la tarde, paseando por, digamos, King’s Road, constataría de inmediato que Becky, como la llaman sus amigos, está total, absoluta, perdida e irremisiblemente… ¡loca por las compras! Pese a sus denodados esfuerzos por controlar esos devastadores impulsos consumistas, Becky ha sucumbido tantas veces a la tentación que las deudas empiezan a volverse una seria amenaza para sus inmaculados antecedentes penales.

Necesitada de una solución urgente y en el punto álgido de su desesperación, Becky ha ideado un plan que, o bien la saca de apuros para siempre, o de lo contrario tendrá que hacerse a la idea de una tranquila vida en una remota y solitaria isla en los Mares del Sur”.

Para las que ya conocemos a Becky espero que pronto podamos disfrutar de la sexta (y dicen que última, entrega de la serie)- Mini Shopaholic. De momento no está publicado en español. En esta entrega el bebé de Becky ya tiene dos años y cada vez se parece más a su madre. Como todos los de la serie, promete muy buenos momentos.

Sabrina contra el imperio del zapping – Rebeca Russ

También tienes Sabrina 1 – El mundo 0 publicado antes que este y con la misma protagonista, pero personalmente me gustó mucho más este segundo.

“Después de haber triunfado en el trabajo con una gran campaña publicitaria y de haber conquistado al hombre de sus sueños, Sabrina vuelve a la carga dispuesta a convertirse de una vez por todas en una adulta seria, responsable y segura de sí misma. Sin embargo, luchar contra su naturaleza «inquieta», contra las diseñadoras rubias y celosas, y contra un montón de compañeros corruptos no será tan fácil como ella creía.

El mundo de la publicidad está en peligro y para salvarse necesita a alguien con talento, con iniciativa, valiente, un fuera de serie… y que también sea un poco inconsciente, la verdad.Una novela muy original ambientada en el Madrid de nuestros días.”

Sushi para principiantes – Marian Keyes

De mi amiga Marian, ¿desde cuándo somos amigas? Desde que leí “Bajo el edredón”, ella no lo sabe, pero lo somos.

“Lisa, editora de una revista de moda londinense, se cree la hostia. Lo tiene todo: un novio fotógrafo guapísimo, se viste de Prada, sólo va a los sitios más fashion… Pero de repente la mandan al culo del mundo, a lanzar una nueva revista en Dublín… donde ni siquiera habrá una tienda de Versace, ni de Moschino ni de nadie que valga la pena. Primero se pone furiosa y luego se deprime, pero Lisa no es una perdedora. Su nuevo jefe es bastante atractivo pero al parecer tonto, ya que no le hace caso… Prefiere, aunque parezca inconcebible, a su ayudante Ashling, modesta, trabajadora, buena niña, sufridora de primera categoría, la que siempre quiere ayudar a todos…”

Estos tres libros, para mí, están entre los básicos de este género. Por suerte cada vez contamos con más publicaciones y podremos continuar publicando buenas recomendaciones y novedades.

Compártelo en redes sociales...

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here